SÍ, soy usuario de lentes de contacto. ¡Entonces...No te olvides!

1. Las lentes de contacto son, ante todo, un producto sanitario.

Las lentes de contacto son lentes correctoras o cosméticas que se ponen en el ojo, sobre la capa lagrimal que cuida y lubrica la córnea.

Para determinar qué tipo de lentes son las idóneas para tí, debemos saber el motivo de su uso: Mejora visual, estética, ... y realizarte un estudio estructural y funcional de tu sistema visual.

 

No puedes usar Lentes de contacto si:

- Tienes los ojos muy irritados por alergia o por exposición al polvo o productos químicos.

- Padeces hipertiroidismo, diabetes no controlada o artritis grave en las manos.

- Sufres una enfermedad de la vista que afecta a la superficie del ojo.

- Padeces una infección ocular.

- La forma de tus córneas han experimentado cambios.

- Tienes los ojos secos porque está embarazada, tomas píldoras anticonceptivas, diuréticos, antihistamínicos o descongestionantes.

- Presentas reacciones alérgicas a las soluciones de limpieza o a las partículas que se depositn en las lentes.

 

 

2. El usuario de lentes de contacto debe hacerse UNA REVISIÓN VISUAL AL MENOS UNA VEZ AL AÑO.

Cuando acudas a revisión, acuérdate que debes haber llevado antes las lentes de contacto las horas que las utilizas normalmente o al menos unas cuantas horas. El objetivo de estas revisiones es valorar cómo estás tolerando el uso de las lentes de contacto y detectar posibles alteraciones asociadas.

3. Las lentes de contacto y deporte: ¡Pareja perfecta!

En la práctica deportiva, las LC te proporcionan una solución adecuada para corregir los problemas visuales y además un mayor rendimiento ya que ofrecen un mayor campo de visión; ofrecen una mejor percepción de los tamaños y de las distancias que las gafas. Ni se empañan, ni molestan, ni se caen.

 

¡Por supuesto también para niños! Entre los 6 y los 8 años casi todos los niños pueden llevar LC, si adquieren los hábitos higiénicos y las destrezas manuales asociadas a su uso. Muchos niños no practican deporte por miedo a romper las gafas y gran parte de los que lo practican prescinden de las gafas y juegan con una visión reducida. Lo recomendable en estos casos es el uso de LC diarias (usar y tirar) que están diseñadas para la práctica deportiva. Son muy fáciles de usar y especialmente adecuadas para los menores.

4. ¡No te olvides!

- Si sientes incomodidad o visión borrosa al ponerte las LC, límipalas de nuevo, asegúrate que no están del revés, que no se encuentran cuerpos extraños o que corresponde al otro ojo.

También puede ser que la lente no esté situada en el centro del ojo. En este caso hay que mirar hacia abajo y parpadear hasta que se ajuste.

 

- Siempre y como normas generales:

. La higiene debe ser impecable. Antes de manipular las LC lávate las manos con un jabón que no contenga aceites, lociones o fragancias.

. Sécatelas con una toalla sin pelusa.

. Utiliza las yemas de los dedos para manipular las LC.

. Comprueba que la LC está limpia y no está dañada.

. No uses tus LC desechables más allá del tiempo recomendado, pueden generarte un alto riesgo de rechazo además de posibles alteraciones crónicas de tu salud ocular.

. Nunca reutilices la solución del estuche, utiliza solución nueva cada vez que guardes las lentes. Y si han estado más de dos días en el estuche sin ser utilizadas, debes hacer previo al nuevo uso, una limpieza y desinfección completa con el sistema de mantenimiento.

. NO utilizar suero fisiológico para limpiar las LC, pues no limpia ni desinfecta, favoreciendo la acumulación de bacterias, gorduras y proteínas y consecuentemente provocar infecciones o alergias en los ojos.

. NUNCA aclarar las LC con agua y mucho menos con saliva.

. Cambia periódicamente el estuche portalentes (mínimo cada 6 meses).

. En lugares cerrados con aire acondicionado, calefacción o polución puedes notar molestias debido a la "sequedad ambiental". aumenta el ritmo de parpadeo y usa lágrimas artificiales para hidratar los ojos y las LC.

. Si se te introduce un cuerpo extraño en el ojo (pestaña, arena...) parpadea. Si persiste retira inmediatamente la LC, aclárala en solución y cuando la molestia haya desaparecido insértala de nuevo.

. No duermas con las LC puestas, se pueden producir lesiones en la córnea (salvo las específicamente diseñadas para este uso).

. No es recomendable bañarse, en piscinas, ríos, lagos,... con LC, pueden absorber sustancias químicas u otras impurezas que pueden dañar o irritar tus ojos y causar infecciones.

. ESPECIAL CUIDADO a la hora de maquillarse: Se recomienda colocar la LC con los ojos limpios y antes de maquillarse y retirarlas antes de desmaquillarse.

. Finalmente, ten siempre unas gafas con la graduación actualizada para evitar una utilización excesiva de las lentes de contacto.

 

¡Ten en cuenta que la receta prescrita para lentes de contacto NO es la misma que para gafas!

 

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
© Centro Optico Plaza